Las apps de videocuentos, o cuando no todo vale

Las apps videocuentos, o cuando no todo vale

La proliferación de apps ha motivado la aparición de productos de dudosa de calidad. Hoy hacemos algunas prevenciones sobre las apps de videocuentos.

 

Según la secuencia que seguimos en este blog, hoy correspondería recomendar una lectura para niños y jóvenes. La que teníamos seleccionada ha motivado, en cambio, una breve reflexión. Se trata de CuentaCuentos, una aplicación, disponible en varias tiendas, que ofrece acceso a una serie de videocuentos. Su descarga (previo pago) y su análisis nos han llevado a hacer las siguientes consideraciones sobre este tipo de productos.

Hay muchas aplicaciones que ofrecen contenidos en línea con los de su web o su presencia en redes. El sentido de este tipo de herramientas (de las que están bien concebidas, claro está) suele ser ofrecer algo distinto al usuario: una mejor experiencia de «lectura», adaptada a los dispositivos móviles; una selección de los mejores contenidos o de los que más interés han suscitado entre los usuarios; la posibilidad de disfrutar de estos offline, por ejemplo. Resulta  (o, mejor, debe resultar) llamativo encontrarse con una app con este tipo de planteamiento y que no ofrezca ningún valor añadido.

Otro aspecto que ha de llamar nuestra atención es la selección de contenidos. Hay distintas cuestiones en las que podemos reparar: ¿son de creación propia? En caso afirmativo, ¿quién los ha elaborado?, ¿un profesional de la narración oral, por ejemplo, con una trayectoria que lo avala? Si se trata de materiales elaborados por terceros (que se puede dar el caso): ¿quién ha hecho la selección de los contenidos? ¿en base a qué criterios? Ha de prevenirnos no poder contrastar estas informaciones ni en el producto, ni el la web, canal o perfil del que bebe.

Estas dos consideraciones básicas, a las que se sumaría el análisis de los contenidos, nos han llevado a rescatar un producto que sí merece ser recomendado. Se trata de DeCuentos, una app (gratuita) de la renombrada Fundación Germán Sánchez Ruipérez, que recoge una «selección de vídeo-relatos donde los sonidos y las voces, las manos y los objetos reinventan los cuentos de siempre y nos descubren otros nuevos para mirar, escuchar y disfrutar en las ocasiones y lugares que prefieras».

DeCuentos incorpora una selección de videocuentos del canal Entrelecturas de la Fundación. Los videocuentos, si bien en muchos casos están basados en obras de autor, han sido elaborados por un meritorio equipo de profesionales de esta entidad, que aportan distintas estrategias narrativas, todas ellas testadas a lo largo de años de trabajo con niños y jóvenes. Estos contenidos están disponibles en Youtube, pero la aplicación proporciona al usuario, además de una selección especial, un entorno más amigable de visualización de los mismos, así como la posibilidad de descargarlos en su dispositivo, crear una lista de favoritos y compartirlos. Esta app es, como hemos comentado, gratuita (aunque si fuera de pago también la recomendaríamos) y está disponible en la Apple Store y en Google Play.

Como reza el título de este post… «No todo vale», ¿no os parece?

 

Artículos Relacionados

Dejar un comentario