¿Se preocupan los jóvenes españoles por su presencia en redes sociales?

Jóvenes españoles y redes sociales

“Los jóvenes españoles y su uso de las plataformas sociales en Internet”, un estudio de Facebook y el Grupo de Sociología de la Infancia y la Adolescencia (GSIA), coordinado por RocaSalvatella que analiza los hábitos y actitudes de jóvenes españoles entre 14 y 18 años en este ámbito y que sirvió de base para elaborar la guía y la campaña “Piensa Antes de Compartir”.

 

“Internet es el medio más natural y recurrente para los jóvenes españoles de 14 a 18 años, que se conectan principalmente a través de dispositivos móviles”, concluye el estudio Los jóvenes españoles y su uso de las plataformas sociales en Internet de Facebook y el Grupo de Sociología de la Infancia y la Adolescencia (GSIA), coordinado por RocaSalvatella.

Según el informe, los jóvenes españoles acceden a Internet principalmente a través de smartphones (78%) y tablets (66%), y son más activos a medida que crecen, con una media de 4,1 cuentas en plataformas sociales por cada joven de 18 años. Un 10% de los jóvenes españoles encuestados afirma haberse enfrentado alguna vez a una situación incómoda en alguna plataforma social durante el último año, pero sólo en un 1% de los casos se convirtió en un problema serio. En estos casos, los jóvenes pidieron ayuda externa, especialmente a sus padres e, incluso, a la policía.

La protección de la privacidad es un tema que interesa a estos jóvenes y por el que se preocupan. El 60% asegura que ha recibido información sobre herramientas de privacidad de sus padres (36%) y profesores (30%); y son muy activos a la hora de usar estas herramientas, de hecho el 87% ha utilizado alguna vez la configuración de privacidad para bloquear a alguien. A la hora de compartir contraseñas, el 53% asegura que nunca la compartiría, y el resto (47%) la compartiría con su mejor amigo/a, su novio/a o sus padres.

Los contenidos que comparten también es un tema que preocupa a los jóvenes, conscientes de que ciertos comentarios o imágenes pueden ser inapropiados y resultar molestos. También tienen en cuenta la audiencia que ve sus contenidos e intentan que sea la apropiada para cada uno de ellos. Casi la totalidad de los jóvenes encuestados (un 95%) considera que subir una foto comprometedora de otra persona no es adecuado; un 55% cree que lo correcto es preguntar siempre antes de subir cualquier imagen de otra persona. En el caso de que alguien compartiera una foto de ellos que no les gustase, el 90% lo solucionaría hablando directamente con esa persona y el 37% reportándolo a través de la plataforma social. En caso de recibir algún tipo de comentario inapropiado, la mayoría (68%) intentaría solucionarlo contactando con el responsable y un 38% pediría ayuda a otra persona. En este sentido, 2 de cada 3 jóvenes han pedido alguna vez a alguien que borre un contenido sobre ellos.

Estos datos han servido de base para elaborar la guía y la campaña “Piensa Antes de Compartir”, lanzada a finales del pasado mes de febrero, que pone a disposición de jóvenes, padres y educadores consejos y herramientas para ayudarlos a incrementar su protección online y compartir contenidos de forma responsable. En ella se ofrecen consejos sobre cómo cuidar de la privacidad, cuándo y cómo compartir publicaciones; qué hacer ante contenidos enviados por amigos y cómo tomar la decisión de si se deben compartir o no; así como consejos para enfrentarse a problemas derivados de compartir algo inadecuado y cómo solucionarlos. La guía, que puede descargarse en este enlace al Centro de Seguridad para Familias, ofrece también información sobre las herramientas de privacidad que deben tenerse en cuenta a la hora de compartir contenidos.

¿Qué opináis de los resultados de esta encuesta? ¿Se corresponden con vuestra realidad?

 

Fuente: RocaSalvatella.

 

Artículos Relacionados

Dejar un comentario