Koov o cómo aprender programación creando tus propios juguetes

Koov, aprender programación creando tus propios juguetes

Enseñar a los niños a programar es una tendencia que está ganando cada vez más popularidad. La multinacional japonesa Sony acaba de anunciar el lanzamiento de Koov, un videojuego educativo basado en la construcción mediante bloques, en el que el juego se combina con la robótica y la programación.

Aprender a programar está de moda, y muchas compañías comienzan a lanzar propuestas educativas basadas en la gamificación con el propósito de enseñar esta disciplina a los más pequeños. Ejemplo de ello son Raspberry Pi y micro:bi, esta última perteneciente a la cadena británica BBC. Y este verano Sony lanza Koov, que propone a los niños aprender a codificar mediante la creación de juguetes.

 

 

Koov lo componen una serie de bloques y microcontroladores translúcidos con los que los niños pueden construir coches, casas o cualquier otro juguete. Una vez construido, permite automatizarlo y programarlo mediante una aplicación. El objetivo es introducir a los niños en los lenguajes de codificación más sencillos.

Esta propuesta de Sony se encuentra dentro del programa STEM101, que la compañía ha lanzado con el objetivo de promover el aprendizaje de inglés, ciencias, tecnología, ingeniería y matemáticas en colegios de Primaria repartidos por todo el mundo. STEM101 forma parte de Sony Global Education, una plataforma ideada para crear estándares de aprendizaje a través de la tecnología y a partir de tres ideas: «Pensar», «Hacer» y «Sentir» [Think, Make & Feel].

Para llevar a cabo este proyecto, Sony Global Education se ha asociado con la compañía japonesa Artec, una empresa que aunque no es muy conocida en occidente goza de un gran popularidad en Japón, al ser uno de los principales proveedores de materiales educativos para escuelas. Artec se encargará de crear la parte material del programa, mientras que Sony se ocupará de la parte digital.

Aunque la página oficial está activa, el programa no se lanzará hasta este verano.

 

Artículos Relacionados

Dejar un comentario